Blogia
Haikus al despertar

Rosa de Alejandría

Rosa de Alejandría

A veces la madeja - llena de sentimientos nuevos y viejos, tejida y destejida de sueños y de encuentros - se deslía sola, y se entreteje de nuevo mostrándonos nuevas combinaciones que antes creíamos imposibles, que no aparecen ni en nuestros mejores sueños y que nos desequilibran obligándonos a saltar a nuevos paisajes y a replantearnos la estructura de nuestros sentimientos y de nuestras ideas...Y duele...Nos quedamos como absortos, malheridos e inútiles ante la situación, pero con el sabor dulce y la certidumbre del que sabe que va en su camino. A veces, sólo a veces, al menos una vez al año, morimos y nacemos de nuevo, para seguir creciendo entre vidas de gato, aprendiendo a amar cada vez más, cada vez más de verdad...

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres